viernes, 4 de abril de 2014

PROYECTA FACULTAD DE ARQUITECTURA CONSERVAR CUENCA HÍDRICA DE TLALTENCO

Por Sergio Alberto Rocha Tovar
México (Aunam). El Taller Hídrico Cultural, un proyecto encabezado por las maestras en Arquitectura Loreta Castro Reguera e Yvonne Labiaga Peschard, en conjunto con el Taller Max Cetto, proponen conservar los canales de la zona de Tlaltenco, en la delegación Tláhuac.


El evento fue presentado por el director de la Facultad de Arquitectura, Marcos Mazari Hiriart, quien comentó acerca de la autoconstrucción como una respuesta a la situación social de la Ciudad de México, así como la problemática de los asentamientos humanos en las zonas lacustres de la ciudad y la historia hídrica del Área Metropolitana de la Ciudad de México, pues es un asentamiento que supone un problema para la infraestructura, ya que los canales que en los que se desalojan estas aguas es insuficiente para mantener a la urbe libre de inundaciones.

El Taller Hídrico Urbano que es una opción de titulación dentro del Taller Max Cetto, en la Facultad de Arquitectura, es un proyecto que se ha encargado de hacer investigaciones en la cuenca de México para solucionar y proponer propuestas en la zona ejidataria de Tlaltenco, una zona ubicada en la delegación Tláhuac que es una zona que también es parte del Patrimonio Cultural de Xochimilco-Tláhuac declarado por la Unesco, el cual fue estudiado de manera regional para conocer los asentamientos de agua y la problemática actual de inundación.

La arquitecta Labiaga Peschard enfatizó que el objetivo de este estudio es que se pueda rescatar la relación entre el ambiente y la ciudad, y que se pueda implementar una infraestructura que pueda ser habitable, comercial, constructiva y agrícola, además que pueda beneficiar a los ejidatarios de la zona. La misión que persigue el Taller Hídrico es también concientizar a los habitantes que esta implementación no sólo sería benéfica para ellos, sino también para el resto de la ciudad y que además el agua puede hacerse sustentable para conservar el aspecto hídrico del Tlaltenco.

La fase de implementación dentro del plan maestro tendría una duración de cuatro años para su realización en caso de ser apoyado por el gobierno capitalino y un costo aproximado de mil 179 millones de pesos.

Finalmente las arquitectas Labiaga Peschard y Castro Reguera extendieron la invitación a los alumnos de la Facultad, así como a los de otras carreras a sumarse al proyecto para que pueda ser impulsado con mayor fuerza y que los altos dirigentes ambientales de la Ciudad de México se concienticen de la problemática y que puedan destinar fondos para esta causa importante en una zona que en muchas ocasiones es olvidada.




Bookmark and Share

0 comentarios: