viernes, 3 de octubre de 2014

2 DE OCTUBRE… Y SEGUIREMOS MARCHANDO



Por Alejandra Hernández y Yoalli Hernández

México (Aunam). Estudiantes de la UNAM, IPN, ENAH, UACM, UAM, UACh, entre otras escuelas, así como bomberos de la Cuidad de México, extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro y diversas organizaciones, se dieron cita este 2 de octubre, para conmemorar los 46 años de la matanza de Tlatelolco, la cual también fue utilizada como pretexto para manifestarse por la situación actual del país.

El clima no detuvo a los manifestantes quienes ondeaban sus banderas y alzaban sus pancartas mojadas por la lluvia. Cadenas humanas, música, caras pintadas, zancos, máscaras, fue un poco de lo que se vivió en esta gran manifestación que corrió de la Plaza de las Tres Culturas al Zócalo.








Bookmark and Share

Leer más...

LLUVIA DE JUSTICIA, 2 DE OCTUBRE NO SE OLVIDA

Por Araceli Isidro
México (Aunam). Hoy, Raúl Álvarez Garín solo está presente en la memoria de sus compañeros de lucha y todos aquellos que gritan “dos de octubre no se olvida es de lucha combativa”. Los diferentes contingentes se reúnen en la Plaza de las Tres Culturas y gritan sus consignas.

El cielo comienza a llorar, la lluvia cae, pero no impide la organización de obreros, maestros, campesinos y estudiantes. Se escucha: “aplaudan, aplaudan no dejen de aplaudir que el pinche gobierno se tiene que morir”.

Los contingentes comienzan a avanzar, este año a diferencia de otros, no se nota ningún policía, a la vista. “Dos de octubre no se olvida” se relaciona con el apoyo al movimiento actual del Instituto Politécnico Nacional (IPN).

Un contingente de supuestos anarquistas se ha desviado del resto de los asistentes. Tapados del rostro, rodeados con pancartas negras y con el símbolo de la A dentro de un círculo van en dirección contraria a Reforma.

Adelante — ¡Un ocho, un ocho!—; se escucha un huélum luego un goya, todos corren; en su rostro se refleja una sonrisa y algunos llevan el puño arriba.




El sonar de los machetes está presente. El pueblo de San Salvador Atenco va liderado por una pancarta con la imagen de Zapata y otra donde se muestra su disgusto por la creación de un aeropuerto en su territorio, al mismo tiempo, cantan a favor del movimiento estudiantil de 1968.

Están frente al Palacio Nacional, los líderes del 68 recuerdan a Raúl Álvarez. Cuando el reloj marca las 18 horas con 15 minutos, misma hora en la cual hace 46 años se lanzaron las luces de bengala, se guarda un minuto de silencio por las personas asesinadas esa tarde.

Los contingentes continúan llegando, mientras en el escenario principal se leen discursos a favor de la justicia y apoyo social. Globos blancos y rojos decoran el cielo. El sol asoma sus últimos rayos del día.

La explanada de Zócalo está llena de estudiantes de universidades públicas, grupos de anarquistas, obreros, campesinos y buscadores de justicia para el caso en Iguala. Todos ellos escuchan atentos a los líderes del movimiento estudiantil de 1968.

Música, bailes, cansancio, petición de justicia social; un puño arriba, ningún policía a la vista, ningún enfrentamiento, así a 46 años “dos de octubre no se olvida es de lucha combativa”.




Bookmark and Share

Leer más...

lunes, 29 de septiembre de 2014

DOLOR PERMANENTE, 1968

Por Araceli Isidro

El revolucionario
Yo quiero que a mí me entierren
como a revolucionario (se repite)
envuelto en una bandera roja
y con mi fusil al lado (se repite)

México (Aunam). “Es ese dolor de dejar desangrar a tu compañero, pues entonces, dónde quedó la solidaridad”, Ramiro Carrillo Landeros, brigadista en el movimiento estudiantil de 1968; hoy, doctor en Administración Pública por la UNAM.

Yo quiero que a mí me entierren
como a mis antepasados (se repite)
en el vientre obscuro y fresco
de una vasija de barro (se repite)

Los años han pasado, 46 para ser exactos. Los líderes del 68 y otros personajes que no participaron en tal hecho se han convertido en la voz oficial. Con el motivo de entablar una idea aproximada de lo que fue, el licenciado en Ciencia Política y Administración Pública por la UNAM, Octavio Aristeo López ha organizado un foro anual, “68: Vivencia de otros protagonistas de la FCPyS-UNAM”.

“¿Por qué se conmemora el dos de octubre?, fue un momento sangriento —para— el dos de octubre el movimiento estudiantil se había acabado, ya no nos recibían como antes; al subir a los camiones la gente no nos escuchaba, fue un evento represivo y con diferentes intereses con gente del gobierno y otros que no lo eran”, Erwin Rodríguez Díaz, licenciado en Ciencia Política por la UNAM y brigadista en ese momento.

Cunado un guerrillero muere
en la trinchera rebelde (se repite)
no se mueren las ideas
que iniciaron la pelea (se repite)

“Dos de octubre no se olvida… los que estuvimos en Tlatelolco si lo queremos olvidar, salimos corriendo de ahí, ese momento en el que los sentimientos renacen”, agrega Ramiro Carrillo.
Diferentes guerrillas, no solo en el país, alrededor de todo el mundo. Un contexto autoritario, un México el que sí pasaba algo. Dentro de las asambleas y marchas la intervención del ejército en consecuencia represión y desaparecidos. La inocencia o la conciencia de jóvenes que pedían un cambio inmediato.

Ya te vamos a enterrar
compañero luchador (se repite)
seguiremos en la lucha
en pos de un mundo mejor (se repite)

De acuerdo con Erwin Rodríguez el movimiento del 68 se divide en El Consejo General de Huelga y los brigadistas. Mientras que Felipe de Jesús Galván Rodríguez, egresado del Instituto Politécnico Nacional y quien formó parte de la segunda clasificación de Erwin, aclara lo siguiente: “no hay dos 68, hay múltiples; había anarquistas, comunistas socialistas. Era una amalgama muy interesante”, cada uno con un pensamiento distinto, pero un objetivo particular.

Felipe Galván, también maestro en Literatura Mexicana por la Universidad Autónoma de Puebla, menciona que los movimientos suscitados en 1968 marcaron en la historia mexicana “un ejercicio de democracia, ante todo representativa”.

Cuando el pueblo se levante
por pan, libertad y tierra (se repite)
temblaran los poderosos
de la costa hasta la sierra (se repite)

Los estudiantes protestaron en las calles en contra del autoritarismo en su familia y en el gobierno de Gustavo Días Ordaz, Raúl Rojas Soriano, doctor en Sociología por la UNAM y participante en las brigadas del movimiento.

Rojas repartió una hoja con la letra de “El revolucionario” y la cantó como lo hizo hace 46 años en las asambleas y marchas. Un problema de salud y otras situaciones le permitieron escapar de las autoridades y no llegar al mitin de Tlatelolco. Para el también investigador de tiempo completo, la inspiración a la luchar la encuentra en los jóvenes con ideas de “conseguir un mundo mejor”.

El foro “68: Vivencia de otros protagonistas de la FCPyS-UNAM” organizado por el licenciado Octavio Aristeo López, en la sala Fernando Benítez de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) de la UNAM.




Bookmark and Share

Leer más...

PUMAS: LA HISTORIA SE REPITE


Por Itzel Esmeralda Ramírez Martínez
México (Aunam). De nueva cuenta, este fin de semana tras llevar el partido ganado hasta el medio tiempo Jaguares consiguió el empate ante los Pumas en los últimos minutos del segundo tiempo.

Después de que hace 15 días Tigres les empató el partido a los felinos, la historia se repitió este domingo. Pumas inició muy bien el encuentro con grandes jugadas por parte Dante López.

En el primer tiempo se realizó el primer cambio de Pumas, salió Leandro Augusto y entró Ludueña, esta estrategia para el juego fue ovacionada por parte de la afición universitaria. Y el desempeño de Matías Vuoso ha dado mucho de qué hablar en el equipo de Chiapas.


Al primer minuto del segundo tiempo, el jugador número 18 de los Pumas, Ismael Sosa, realizó la primera anotación, para que con el segundo gol de Eduardo Herrera obtuvieran la victoria.

El partido estaba parejo y ambos equipos realizaron todos los cambios necesarios dentro del terreno de juego. Faltando 10 minutos para concluir el enfrentamiento, Isaac Díaz de Chiapas anotó el gol, pero el equipo de Vázquez estaba confiado.

Minuto 89 del partido, el guardameta Alejandro Palacios cometió un pequeño error que les costó el empate con la anotación de Julio Nava. La afición que siguió a Chiapas festejó mucho el empate, todo parecía estar perdido.

Se agregaron 3 minutos de compensación y con varios amonestados termino el enfrentamiento. Ambos equipos se llevan un punto y este miércoles Puebla recibirá a Pumas, donde estos últimos trataran de conseguir nuevamente la victoria.



Bookmark and Share

Leer más...