miércoles, 23 de noviembre de 2016

UN TERCIO DE LOS MEXICANOS NO CREE EN LA CIENCIA

Por José Manuel Pascacio Mercado
Ciudad de México (Aunam). El 30 por ciento de la población mexicana considera falso que los seres humanos son producto de una evolución de especies, según encuesta sobre la percepción de la ciencia y tecnología, realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, INEGI. De igual manera, dicho estudio arrojó que el 57 por ciento de los encuestados considera que debido a sus conocimientos la ciencia tiene un poder que los hace peligrosos.


“Los mexicanos tienen más fe en la religión, la magia y la suerte, que en los científicos “, según palabras de la conferencista Vanesa Rendón durante el coloquio “La divulgación de la ciencia” realizada en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. De igual manera mencionó que esta percepción negativa, en cuanto a la ciencia, tiene un trasfondo histórico debido a las malas prácticas de los nuevos desarrollos tecnológicos, como fue el caso de la bomba nuclear.

La expositora, quien también es la productora del programa “Imagen en la ciencia” de Grupo Imagen, hizo énfasis en la importancia de la divulgación de la ciencia, pero ¿cómo lograr una apropiación de la cultura científica de la población? “mediante la difusión de programas en los medios de comunicación, para lograr estimular al oyente a que tome conciencia de su realidad y que participe, nuestra labor es el facilitar elementos para comprender y problematizar su realidad”, en palabras de Vanesa Rendón.

“Revalorar, rescatar y posicionar nuestra cultura”, son las metas que plantea el subdirector en comunicación del Consejo Nacional de Fomento Educativo, Eduardo Aguado, quien en el mismo coloquio antes mencionado, expresó la necesidad de reinventar los formatos ya establecidos, para lograr un mayor acercamiento hacia los públicos más jóvenes deseosos de obtener un conocimiento que los programas actuales no les brindan.

Vanesa Rendón remarcó que este tipo de programas enfocados en la cultura tiene un público específico segmentado, que se ubica en un estrato económico entre AB y C+. Durante el coloquio se resaltó la importancia del trabajo interdisciplinario que se ha ido desarrollando entre los departamentos de comunicación y el de divulgación de la ciencia dentro de la UNAM, quienes han mantenido por más de 10 años al aire el programa “La imagen de la ciencia”.


Bookmark and Share

0 comentarios: