lunes, 22 de abril de 2013

METERSE EN LA PIEL DE FRIDA KAHLO, EN LA FIESTA DEL LIBRO Y LA ROSA


Por Nery González
México (Aunam). En el marco de la Fiesta del Libro y la Rosa 2013 organizada por la Universidad Nacional Autónoma de México se llevó a cabo la presentación del libro La Casa Azul, un encuentro con la existencia, de Esmeralda Reynoso Camacho, en el Centro Cultural Universitario Tlatelolco (CCU-T), segunda sede de la celebración.

En el vestíbulo principal del CCU-T se habló acerca de la importancia de rescatar la obra artística de Frida Kahlo más allá de la comercialización de su imagen. Para Alma Lilia Roura en México decir Casa Azul es como abrir una ventana que permite asomarnos a una época artística, asimismo, reconoció que Esmeralda Reynoso aborda “pedazos y espacios de la vida de la artista al usar la primera persona.”

La autora estuvo acompañada Alma Lilia Roura Fuentes, docente del ITAM y en la FES Acatlán en Historia del Arte; María José Esparza Liberal, historiadora de arte y profesora en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM; y la representante de la editorial Turismo Inteligente Editores, Ana María Flores Larios.

Por su parte, María José Esparza explicó que desde que “llegó en los ochentas sintió mucha pasión por Frida” y resaltó el balance que la autora logra entre los pasajes y las imágenes de la vida cotidiana que vivió Frida Kahlo en la Casa Azul, ahora convertida en museo.

Además, dijo que existe una contradicción entre la actividad comunista de Frida Kahlo y su excesiva venta de objetos y mercancías. “Que han separado la visión artística por la Fridomanía o Fridolatría.”

En tanto, Ana María Flores agradeció a distintas instituciones, como el Instituto Nacional de las Bellas Artes, que han ayudado con sus fideicomisos a que el Museo La Casa Azul siga conservando el patrimonio de una de las figuras más representativas de la cultura mexicana.

Para finalizar, Esmeralda Reynoso comentó cómo fue su acercamiento a la Casa Azul: “Desde pequeña cada año visitaba la casa y me daba curiosidad un cuarto muy colorido.” También resaltó la influencia de su entorno familiar para entender la pintura y puntualizó “traté de meterme en la piel de Frida y lo logré.”







Bookmark and Share

0 comentarios: