viernes, 16 de noviembre de 2012

"EL BUEN FIN", ABUSO PARA LOS CONSUMIDORES: LILIA RAMOS ORDOÑEZ

  • Especialistas de la UNAM lo consideran una forma para endeudar a los consumidores
  • Solo beneficia al sector empresarial
  • Brindan consejos para no endeudarse
Por Mariana Espinosa Olguín
México (Aunam). Los mexicanos somos una sociedad bien domesticada que responde a estrategias que incluyen instituciones gubernamentales y empresarios, por lo que el consumidor se queda atrapado en medio, opinó Lilia Ramos Ordoñez, profesora de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, refiriéndose a “El buen fin”.

La académica considera que el hecho de que se estructure toda una campaña publicitaria para endeudar más al consumidor es un abuso por parte de las empresas: “Se valen del mecanismo de la euforia, en medio de la infelicidad diciéndote, en qué gastar tu dinero, cuando existen otras prioridades tales como el ahorro”.

En cuanto a las formas de pago a crédito y a meses sin interés, expuso que éstas tienen la desventaja de que endeudan al comprador, generando una carga a través del pago de intereses, los cuales son la ganancia del banco; por lo que el producto adquirido deja de corresponder a su valor original real, y se incrementa hasta en 30 por ciento.

La profesora, quien imparte las materias Economía y Comunicación, y Psicología de la Publicidad, explicó que el crédito significa hacer uso de un ingreso futuro, que no se tiene por seguro en su totalidad, es decir es dinero por adelantado del trabajo que aún no se ha realizado y que tiene un efecto positivo en la demanda durante este periodo, pero que a largo plazo, perjudica más, ya que el resto del año la demanda se reduce.

Coincidió con el economista Alonso Bustamante Torres, en que las deudas adquiridas en este tipo de promociones y descuentos representan un problema más allá de los créditos, y tienen que ver con la redistribución de ingresos del país, ya que tan sólo 30 por ciento de las familias son quienes concentran el 70 por ciento del ingreso nacional en contraste con el resto de los trabajadores que viven en una precaria situación y mínimos ingresos.

Bustamante Torres, profesor de Economía de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Acatlán, agregó que “El Buen Fin no resuelve el vínculo entre la producción y el consumo y sólo representa una solución artificial, por lo que con o sin él, la producción va a decaer”.

Realizó una comparación con el Black friday o “Viernes negro“ que se realiza en Estados Unidos, donde se ofrecen productos de nueva generación, con descuentos muy amplios, lo que –explica- se debe a la gran producción y por consecuencia ingresos que tiene dicho país, además de un sistema de créditos más alto.

La profesora Ordoñez señaló que para que México pueda entrar en esta competencia es necesario un aumento de producción, más y mejores tecnologías, mayor número de empleos y una producción más económica que generé más ingresos para que se pueda consumir más.

Ambos profesores llegaron a la conclusión de que las ventas de temporada no son opción para nadie y brindaron algunos consejos para los consumidores;

Hay que acudir a estas compras sólo si no generarán una deuda o un sacrificio al bolsillo a lo largo del año, para lo cual hay que hacer un cálculo razonable de lo que se va a comprar y lo que se puede pagar.

Ser conscientes de que lo se va adquirir conservará su valor durante un tiempo, ya que en este tipo de ofertas se venden gran cantidad de productos caducos, o rezagados a lo largo del año.

También recomendaron informarse acerca de los tipos de pagos, las tasas de interés que ofrecen, aunque lo mejor es el pago de contado o, en su defecto, el pago a meses sin interés contemplando los montos a cubrir en cada periodo, para evitar endeudarse.

Comparar precios en tiendas, antes y durante el buen fin, y no acudir si no se sabe de cuánto se dispone para gastar, y cuánto se requerirá para cubrir las necesidades básicas y mantener en equilibrio la economía familiar.

Finalmente los especialistas invitaron a reflexionar antes de comprar si ¿Realmente es necesario adquirir dicho producto? ¿O si sólo se está comprando, debido a la gran campaña publicitaria?










Bookmark and Share

0 comentarios: