lunes, 31 de agosto de 2009

NO HAY MAL QUE DURE SEIS PARTIDOS NI PUMA QUE LO SOPORTE

  • Al igual que a media semana en la “Concachampions” Dante López marcó un doblete
  • Joaquín Beltrán fue ovacionado por la hinchada universitaria demostrando que no olvida a sus ídolos
Por Isaid Mera
México (Aunam). Tras cinco derrotas consecutivas los Pumas al fin consiguen una victoria, un 3-0 claro, sin objeción, ante un equipo que es la vergüenza del torneo, que no da batalla, no corre, no presiona y sólo da pena ajena en la cancha, unos Gallos lamentables fueron la perfecta comparsa de los universitarios, esperando que a partir de este juego sea un “levántate y anda”.

El partido no fue nada espectacular, al contrario un encuentro muy soso, con llegadas aisladas de un solo lado, apenas al minuto 10 Dante López definía el partido; con toda la calma del mundo se paró afuera del área para colocar el balón a la izquierda del arquero Guadalupe Martínez, ahí se definió la historia, Querétaro jamás puso en riesgo el triunfo Puma.

Del minuto 11 al 40 el encuentro fue de lo más malo del torneo, se reflejaba que en la cancha estaban los dos peores equipos del torneo, hasta que, en el minuto 43´, los Pumas despertaron, literalmente, a los aficionados. Pablo Barrera desborda por la derecha metiendo un tiro-centro que encuentra al ´cazador´ Dante, sólo tuvo que empujar el balón a su casa, la red, y así, poner el 2-0 en el marcador.

Se terminaba el primer tiempo, y con él la esperanza de los desahuciados Gallos. Al inicio de la segunda mitad Ricardo Ferreti sacó de la cancha a un desapercibido Palencia por Martín Bravo, parecía el juego ideal para que el argentino se reencontrara con su futbol y con los goles, pero ´La Rata´ sigue jugando mal y desaprovechando llegadas, tuvo dos ocasiones en las que mandó el esférico muy por encima del travesaño. A los universitarios les urge recuperar a Bravo pues la ofensiva, con excepción de López y Barrera luce muy chata.

Al minuto 71, Pablo Barrera se internaba al área una vez más, demostrando ese cambio de ritmo endemoniado, metió un centro que encontró a Jehu Chiapas para con un cabezazo meter el tercer gol de los capitalinos.

De ahí en más no hubo mucho que contar, lo único rescatable para los Pumas es que la racha se terminó, esperando ahora tener una serie de partidos cosechando puntos para acercarse al objetivo de la clasificación a la liguilla. Ahora visitarán un estadio donde nunca han ganado, el Andrés Quintana Roo de Cancún frente al Atlante.

Los Gallos esperaran las medidas de la directiva, entre las que se encuentran el nombrar al nuevo técnico, que por cierto deberá ser un valiente porque no se ve por donde levantar a Querétaro.




Bookmark and Share

0 comentarios: