lunes, 31 de agosto de 2009

LA VISITA DEL HIJO PRÓDIGO

A pesa r de la dolorosa derrota ,el defensor salió tuvo un motivo para sonreír: las muestras de cariño
Por Isaid Mera
México (Aunam). Así como pasó hace quince diez con Francisco Fonseca, la afición de Pumas volvió a demostrar que no olvida a sus ídolos, aunque ya no jueguen para su equipo. Esta vez le tocó esa muestra de admiración y cariño al “Capi” Joaquín Beltrán, desde que el sonido local anunció su nombre entre los jugadores titulares de los Gallos Blancos del Querétaro, el público aplaudió; ya dentro del partido Beltrán no se llevó abucheos, ni rechiflas, la gente lo sigue considerando un ídolo y se le respeta como gran profesional que es.

Al terminar el juego, la gran mayoría de jugadores de los Pumas fueron a saludar a Joaquín y algunos se detuvieron a charlar con él, fue curioso ver como los demás jugadores de Querétaro se iban cabizbajos y el “Capi” se quedó en el centro del campo a recordar viejos momentos de gloria cuando vestía la casaca de los universitarios.

Al final cuando los jugadores queretanos se disponían a irse en su autobús, casi 30 aficionados rodearon Beltrán pidiéndole fotos y autógrafos. El ex Puma accedió con toda amabilidad y sencillez, incluso, como dato curioso, un señor se acercó a él pidiéndoles un descuento en la renta del salón de fiestas del que es dueño Beltrán, éste sin ningún problema le dio un número telefónico y el nombre de un contacto, diciéndole que diga que va por parte del futbolista y recibirá un precio especial.

Al final del día quedó comprobado que la afición universitaria, a pesar del tiempo recuerda con cariño a los jugadores que dejaron el corazón en la cancha y que, además, les dieron motivos para festejar, como aquel bicampeonato del 2004.

Al respecto, Joaquín Beltrán comentó: “La verdad es que la afición de Pumas es maravillosa, siempre me han tratado muy bien y es algo con lo que siempre voy a estar agradecido, el equipo fue mi segunda casa por muchos años y que regreses con otra camiseta y te aplaudan es algo que demuestra la grandeza del aficionado y que sólo me llena de orgullo”.

Para el defensor sería un sueño retirarse con el equipo universitario y espera que se cumpla su anhelo: “Claro, por su puesto me encantaría –volver y retirarse con Pumas-, esperemos que se dé seria algo muy bonito y un broche de oro a mi carrera, cuando decida retirarme”.

Después de todo, Joaquín se llevó algo bueno de su visita a C.U., la gente siempre le recordará como uno de los grandes e históricos en la historia azul y oro.



Bookmark and Share

0 comentarios: