miércoles, 12 de diciembre de 2012

“QUIERO INVITAR A LA GENTE A QUE VENGA A INSPIRARSE”: JAY RODRÍGUEZ

Por Jesús Miguel Rodríguez Rodríguez
México (Aunam). ¿Qué resulta de la música de jazz creada por piano, instrumentos de viento y batería, en conjunto con el uso imágenes proyectadas en un escenario? Vehicle of Ascension, una banda neoyorkina que busca crear una experiencia única para llegar al alma de la audiencia.

“Partimos de la idea de hacer una idea positiva: hacer música que ayude a las personas a ver, y dar más expresión”, comentó en entrevista telefónica a Aunam Jay Rodríguez, líder de la agrupación, la cual se presenta el jueves 13 de diciembre en “Alterna Jazz”, ciclo anual de jazz del Centro Cultural Roberto Cantoral. “No sólo es por medio de la música, sino a través de la idea y el mensaje.”

Los elementos para el ascenso

Más que un proyecto, Vehicle of Ascension es el encuentro de tres músicos y amigos. “Para nosotros es un gran placer tratar de unir diferentes experiencias para una proyecto digno de ser. Tiene que ser moderno, una experiencia que sea una película larga sobre la vida, la muerte, el amor, el odio, de todo”, explicó el líder de la banda.

Jay Rodríguez es un saxofonista y compositor proveniente de Colombia, nominado dos veces al premio Grammy y director de la agrupación Groove Collective. Sus raíces latinas están presentes en sus creaciones.

Proveniente de New Jersey, Victor Jones es el baterista de la banda de jazz. Su gusto por este instrumento surgió después de ver a Los Beatles en el programa The Ed Sullivan Show. Después de ser descubierto por el músico de jazz Lou Donaldson, llegó a formar parte de la gira de Stan Getz, reconocido como uno de los saxofonistas tenores más importantes de la historia de este género. A partir de ese momento, su carrera obtuvo reconocimiento internacional. “Con Victor Jones he trabajado muchos años. Desde los diecinueve años tocaba con él. Hemos grabado juntos y realizado ensambles de jazz”, comentó Jay Rodríguez.

Peter Drungle es el encargado de hacer sonar el piano para esta agrupación. Su música abarca desde los sonidos clásicos, como crear conciertos de Brahms, hasta llevar a cabo colaboraciones con artistas como Ornette Coleman y Sean Lennon.

La última pieza clave es Maxim Bogdanov, quien está a cargo de las imágenes que se proyectan. Además de colaborar con Vehicle of Ascension, trabajó con artistas como Moby y Michael Jackson. “Es una nueva experiencia al tener visuales. Maxim Bogdanov se dedica a hacer esto, y tiene otra experiencia en la forma que le gusta la música electrónica”, expresó el saxofonista de la banda.

Una vida llena de música

Después de dejar Colombia cuando era niño, Jay Rodríguez jamás abandonó sus orígenes latinos en Nueva York. “Si nunca hubiera estado aquí, no hubiera escuchado a Celia Cruz o hubiera tenido tiempo de tocar con Tito Puente y Paquito D’ Rivera. Ahora por primera vez hay una influencia mexicana muy fuerte, no solamente en Los Ángeles, sino en Nueva York. Hay muchos inmigrantes. Tengo muchos amigos mexicanos por acá, así que para mí es un gran placer”, explicó.


Para el líder de Vehicle of Ascension, el jazz es una parte importante de su vida. “Es el sitio más libre en que un músico puede estar. En el jazz sí se tiene que tocar en un nivel muy alto. Técnicamente, se pueden usar los conocimientos que se sabe de una tradición bien larga y grande. Es una música de libertad y un gran título. No todo mundo puede decir que lo toca. Es como un trago de ron. Se habla del corazón, del amor. El jazz es una cosa bien viva. Uno no se sienta atrás, a escuchar y a dormir. Creo que tiene todo en esos aspectos, y más que todo es un motivo de libertad del espíritu. Eso me encanta”.

Vehicle of Ascension le ha otorgado distintas formas para expresarse como artista. “No hay reglas, ninguna. Usamos toda la música que podamos entender. Nos ha dado una nueva consciencia de lo que estamos tocando. Tenemos una libertad en Vehicle of Ascension que no tenemos en nuestros grupos y eso es lo que nosotros encontramos más interesante. Tenemos sinceridad en el grupo. Eso atrae a las personas cuando nos escuchan temas que tienen más consciencia de la verdad, de quiénes somos nosotros, a quiénes estamos tocando sin prejuicios”.

A lo largo de su carrera, también ha participado en la creación de la banda sonora de las películas, experiencia que describe tener sus propias particularidades. “Hay veces en que el silencio es muy importante cuando estás escribiendo para películas. Es tan importante porque tienen diferentes componentes y dimensiones, como la expresión del director”. Sus composiciones han estado en películas como Faces of Change, The Legend, Bulgarian Ghetto, Mohamed Slavery Story, y Film Sound Bites. La música que creó para las películas Harlem with Strings y Salwa le ha traído grandes satisfacciones personales.

“Harlem with Strings es una película documental sobre la historia de Harlem en Nueva York, desde principio de siglo hasta nuestros días. Fue muy interesante componer música electrónica con las tecnologías. Es muy diferente. También me gustó una película que se llama Salwa. Es de la directora libanesa y colombiana Sara Harb. Se trata de la inmigración de personas de Líbano a Barranquilla. Me encantó porque mi esposa es de Egipto y usé música árabe con música española”.

La calidad de la música de Jay Rodríguez le ha otorgado el reconocimiento de la industria musical, al ser nominado en el 2000 y 2003 en la categoría de Mejor Solista Jazz en los premios Grammy. “Me sorprendió las dos veces que ha pasado, porque no sabía. Creo que eso viene después de tocar en tantos discos, en distintos escenarios y con diferentes artistas. Estoy muy orgulloso de eso. Nada más con estar nominado, significó mucho”. Asimismo, su otra agrupación, Groove Collective, fue nominada en 2007 en los mismos premios para la categoría de Mejor Álbum de Jazz Contemporáneo.

Trazando nuevas metas

El mensaje que Vehicle of Ascension da al público está presente en su propio nombre. “Salió de la idea de subir la consciencia a una cosa más grande, a hacer lo mejor posible para nosotros, a ser personas en nuestras vidas. Es parte de la ascensión, de sobrevivir, de vivir siempre atento a todas las diferentes partes de nuestra vida, de nuestros vecinos y ancianos, de los que acaban de nacer o están muriendo. Es para recordarnos que hay un plan más grande que no sabemos. No es nada religioso, pero uno debe ver que hay más energía en las cosas positivas en el mundo. Tenemos que pensar en ello para crear esas cosas en nosotros y poder seguir”.

Vehicle of Ascension tiene planeado grabar un disco, y existe la posibilidad de que sea en su presentación en el país. “Es posible hacer una grabación en vivo allá en el D.F. Estamos pensando muchas cosas, así que es probable hacer algo”.

“La idea de Vehicle of Ascension es usar la música como un vehículo para trascender y hacer que inspire. Con eso quiero invitar a la gente a que venga a inspirarse. La música tiene más que decir, y justamente eso hará las cosas visuales. Espero que las personas vengan a tener una experiencia y no sólo escuchar música”, concluyó Jay Rodríguez.

De Nueva York a México

Vehicle of Ascension recibió la invitación de tocar en el país por la invitación que Sara Valenzuela, artista mexicana y curadora del festival “Alterna Jazz”, realizó a Jay Rodríguez. “Es mi gran amiga. Al principio estaba pensando en qué iba a traer, así que empezamos a ensayar cosas Pete y yo. Le gustó mucho el proyecto. Es una gran oportunidad para tocar juntos y expresar nuestro mensaje afuera de Nueva York. Yo pude ir a tocar solo, pero ella siempre me apoya porque tengo ideas y me ha dado la oportunidad de abrirme“, explicó el artista que realizó dos colaboraciones para el último disco de ella.

Para Jay Rodríguez, ésta no es la primera vez que pisa suelo mexicano. Anteriormente se había presentado en otros lugares de la república como Guadalajara, y en esta ocasión realiza dos presentaciones en la Ciudad de México. La primera fue en el “XI Encuentro Universitario Internacional de Saxofón México”, organizado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). “Para mí será interesante, porque es la primera vez que Latinoamérica tiene una convención de saxofones. Es maravilloso”, comentó. Su participación fue el 7 de diciembre, donde también estuvieron Sam Newsom, Remi Álvarez, Roberto Benítez Alonso, Sofía Zumbado, entre otros artistas más.

La segunda presentación es en “Alterna Jazz”, casi una semana después de tocar en el encuentro de saxofones. “Me voy a quedar para pasar un tiempo en la música que vamos a hacer y esperar al concierto”.







Bookmark and Share

0 comentarios: