miércoles, 10 de marzo de 2010

MUJERES AYUDANDO MUJERES

Por Luis Alberto Cruz Pelcastre
México (Aunam). “Los hombres en la cocina huelen a caca de gallina”, expresó Mariángeles Comesaña, moderadora de la presentación del Manual de Violencia Doméstica, que se realizó en el Aula Magna Jesús Silva Herzog de la Facultad de Economía en la UNAM, con motivo del Día Internacional de la Mujer.

La conferencia contó con la presencia de Verónica Navarro, directora de Grupo MAM (Mujeres Ayudando Mujeres) y autora del Manual de Violencia Doméstica, quién declaró que la publicación del texto costó mucho esfuerzo y más de 20 años de trabajo, y de tres integrantes del grupo: Isabel Bennet, Marinaba Bochelli y Erica León, quienes hablaron de sus experiencias personales.

Aunque el Jesús Silva Herzog no tuvo un lleno total, asistieron sólo 15 damas y tres caballeros, con eso fue más que suficiente para que la conferencia iniciara; Verónica Navarro expresó: “no hay muchos asistentes porque nosotros somos calidad, no cantidad”.

La moderadora Mariángeles Comesaña señaló que el libro ésta lleno de historias reales y cuenta con testimonios, declaraciones y estadísticas mundiales acerca de esta deplorable realidad.

Isabel Bennet, bailarina y actriz de teatro, recitó Soy mala, poema que se encuentra dentro del libro presentado, además de declarar que vivió violencia dentro de su hogar por más de 20 años: “Mi padre me quitaba el dinero, no quería que estudiara, me trataba como su sirvienta y también tenía que aguantar las agresiones físicas y verbales de mi hermano”.

Un arreglo de flores adornaba la sala, al igual que los estandartes con el escudo de la UNAM por el lado derecho y por el extremo izquierdo el de la Facultad de Economía, sin olvidar el cuadro con la imagen del maestro Jesús Silva Herzog, que no podía quedar fuera de la mirada de los asistentes.

Mariana Bochelli declaró que vivó 12 años de violencia antes de caer las manos de la doctora Navarro, “vivir en la violencia aniquila, es más fácil aprender a vivir sin ella que con ella”, en este instante voltea a ver a Isabel Bennet y exclama: “ser mala es a todo dar”, todos en la sala sueltan una carcajada.

A lo largo de la segunda exposición, una señora de alrededor de 55 años suelto el llanto, atrayendo la mirada de los asistentes, mientras a expositora comentaba que “la ley es nuestro país es una porquería; sólo si llegamos casi muertas nos atienden y es increíble que el juez diga: ‘si su marido le pegó, señora, es porque usted le hizo algo’…”.

Tocaba el turno de Erica León, quien reveló ser una sobreviviente de la violencia doméstica, “mi marido era muy celoso, destrozó mi carrera, yo era una arquitecta exitosa, me tomó casi un año la decisión del divorcio, hasta que caí en las manos de Verónica Navarro”.

La autora del libro, quien invitó a comprarlo y a hacer consciencia, aseveró que “en nuestras manos está exterminar la violencia, para vivir con igualdad, porque no sólo sufrimos nosotras, nuestros hijos también”.

En la fase de preguntas y respuestas, un señor de alrededor de 70 años de edad recordó: “en el siglo pasado las mujeres lucharon por su libertad. No olvidemos que un grupo de féminas obreras tomaron las instalaciones de la fábrica en la que trabajaban, exigiendo sus derechos”.

La moderadora Mariángeles Comesaña contestó: “sí, efectivamente, el próximo año se cumple un siglo de la muerte heroica de las mujeres que lucharon por nuestra libertad; es muy triste recordar esto, ya ellas murieron calcinadas dentro de la fabrica que incendió su patrón al estar en desacuerdo con ellas”.

Por último, Navarro se puso de pie y exclamo: “Felicidades a todas y sigamos adelante. ¡Tú puedes!”.




Bookmark and Share

0 comentarios: