lunes, 30 de enero de 2017

TRANSPARENCIA EN LA NEGOCIACIÓN CON ESTADOS UNIDOS, EXIGENCIA CIUDADANA

  • Investigadores y ex directores del CISAN expresan también su rechazo a la construcción del muro en la frontera con Estados Unidos
  • Importante buscar la unidad nacional para hacer frente a la amenaza de Trump
Por Diego Caso
Ciudad de México, (AUNAM). “Como ciudadanos, debemos exigir que se transparenten, cuanto antes, los temas que se están llevando a la mesa de negociación con Estados Unidos”, así lo expresó Silvia Núñez García, directora del Centro de Investigaciones sobre América del Norte (CISAN) de la UNAM durante el foro académico “El arribo de Donald Trump a la Casa Blanca”.


Núñez García destacó que la conducta del ahora presidente de los Estados Unidos es preocupante pues normaliza comportamientos extremistas.

“Cuando figuras públicas, en posiciones de influencia, promueven el odio y la violencia, legitiman conductas socialmente inaceptables; el odio puede ser contagioso y algunos pueden seguir estas ideas”, manifestó.

Por su parte, la doctora Paz Consuelo Márquez-Padilla destacó el peligro del resurgimiento del nacionalismo –pues “genera odio y miedo hacia el diferente, en la nación norteamericana al establecer un paralelismo con el panorama establecido en Europa antes de la Segunda Guerra Mundial, y criticó el proteccionismo esgrimido el presidente estadounidense.

“Estas ideas de Trump de aislarse, del proteccionismo, a lo único que pueden llevar es a un enfrentamiento muy fuerte entre los países. Por el contrario, cuando los países crean acuerdos y buscan la cooperación es mucho mejor para todas las sociedades que cuando sólo estamos pensando en nuestros intereses nacionales; eso nos lleva a la confrontación”, explicó.

En su intervención, la investigadora Mónica Verea Campos, especialista en políticas migratorias, detalló el panorama de miedo y hostigamiento que pueden vivir los mexicanos indocumentados con esta nueva administración estadounidense, por lo que urgió al gobierno federal a tomar medidas auxiliares.

“Es urgente establecer un programa en los consulados para proveer la protección consular necesaria, es decir, no sólo la información adecuada sino la asistencia sobre los instrumentos legales ofrecidos por la justicia estadounidense para defenderse de la deportación, y que además denuncien las violaciones a sus derechos humanos”, detalló.

Un no al muro

Los académicos del CISAN expresaron su rechazo a la orden ejecutiva firmada por el presidente Trump que formaliza la construcción del muro en la frontera con los Estados Unidos, por lo que llamaron al gobierno federal a establecer una postura firme sobre el tema.

“La posición de México debe ser no al muro. También se debe demostrar que cada vez van menos mexicanos a los Estados Unidos como migrantes indocumentados y son los centroamericanos, caribeños los que cruzan nuestro país rumbo a Estados Unidos”, explicó Verea Campos.

El proyecto de construir en la frontera una barrera sólo resultaría ineficaz para detener el flujo de inmigrantes, sino que beneficiaría a los “polleros” o traficantes de personas, pues el muro haría más difícil el paso de personas por lo que los costos de traslado aumentarían.

Negociación y diálogo, bases clave en la política exterior con EU

En entrevista con Aunam, la doctora Márquez Padilla expresó el riesgo, a nivel global, que representa la figura de Trump al cambiar radicalmente la posición de Estados Unidos de un perfil de intermediario a uno conflictivo.

“Lo peligroso de esta situación es que Estados Unidos ha decidido renunciar a su papel como negociador, aunque no siempre haya triunfado en este papel o que haya hecho las cosas correctas. Sin embargo, por lo menos Estados Unidos siempre ha tenido la intención de resolver los problemas”, expresó.

Sobre las inminentes negociaciones con los Estados Unidos, Márquez Padilla remarcó lo fundamental que será para México llevar dichas conversaciones en un marco de conciliación, como parte de una nueva política exterior.

“Pienso que las bases para ello deben ser la negociación y el diálogo. Estoy convencida que la confrontación y el rechazo afectan los intereses de todos, nadie sale ganando. No es fácil nuestra posición, pero a pesar de eso se trata de mantener el diálogo, de mejorarlo. Más nos vale tener una buena relación en lugar de un enfrentamiento”, remarcó

Finalmente, la investigadora señaló la oportunidad de la que disponen los empresarios mexicanos, a partir de este enfrentamiento con Estados Unidos, para aprovechar los acuerdos comerciales establecidos con otros países y diversificar sus intercambios mercantiles.








Bookmark and Share

0 comentarios: