martes, 29 de septiembre de 2015

EJERCER EL PERIODISMO CIENTÍFICO REQUIERE UN MÉTODO: OSCAR MIYAMOTO

  • “Sí hay competencia en el área, ya que son pocos los medios con espacios disponibles”, dijo
  • En octubre se publicará uno de sus trabajos en relación con el tema de viajes en el tiempo
Por Edgar Meléndez Orozco
México (Aunam). El colaborador de la revista Muy interesante Oscar Salvador Miyamoto Gómez expuso, ante estudiantes de comunicación, recomendaciones y aspectos relacionados con su profesión: Periodismo Científico.

En la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) de la UNAM, Miyamoto, quien ejerce periodismo desde el 2011, aclaró que no se imaginaba abordar temas de carácter científico, pero con el pasar del tiempo le fue “agarrando el gusto”, por lo que participó en distintos tipos de talleres y seminarios de periodismo científico, pues según él “no sólo basta con estar familiarizado; sino además, resulta necesario contar con un método”.

Señaló que cuando son los editores quienes asignan el tema “resulta más difícil a diferencia de cuando uno lo propone”, así el joven periodista aprovechó para invitar a los alumnos de la FCPyS a leer su artículo relacionado a los científicos que han teorizado viajes en el tiempo, el cual será publicado el próximo mes de octubre en la revista Muy interesante.

Para él, el Taller de Periodismo Científico del Consejo Mexiquense de Ciencia y Tecnología (Comecyt) y el Seminario Iberoamericano de Periodismo de Ciencia, Tecnología e Innovación, son espacios fundamentales para el desarrollo y el fomento de esta especialidad entre los jóvenes.

Miyamoto mencionó que los obstáculos en el plano laboral radican en que son pocos los medios con este tipo de espacios, entre los principales se encuentran la revistas: ¿Cómo ves?, Quo, Ciencia y desarrollo, así como Muy interesante.

Ratificó la importancia de adentrarse en el tema, ya que las principales dificultades que pueden presentarse son: conseguir a los especialistas indicados, saber dónde es posible encontrarlos, y releer obras para lograr una mejor comprensión de los asuntos que vayan a tratar sus publicaciones.

“Es un mito que los científicos no quieran prensa”, concluyó Miyamoto al acotar que los científicos son bastante retóricos y se apoyan en gran parte de toda actividad discursiva para dar a conocer sus descubrimientos, teorías o ideas; como el caso del divulgador y astrofísico británico Stephen Hawking quien cuenta con más de diez obras publicadas.



Bookmark and Share

0 comentarios: