martes, 11 de enero de 2011

DEVELANDO LA LUMINOSIDAD DE LAS PERSONAS


Por Andrés Francisco Cuevas Vargas
México (Aunam). Ella es Cielo Donís, pintora figurativa, de mediana estatura, delgada, cabello largo castaño, ojos cafés, piel casi morena, manos con las que libera la imaginación y la profundad del ser vivo en sus pinturas.

Sentada frente a mí en su taller, donde se encuentra una pequeña especie de cocina, varios frascos con diversos tintes y otras especias que componen sus instrumentos de trabajo, adornos colgantes del techo, fotografías y sus ejercicios pictóricos muy bien elaborados que podrían confundirse por obras para el desconocedor. Taller con vista a un pequeño jardín con varios arbustos, nos acompaña Rocco, su pequeño perro pug, a quien aprecia y considera mucho.
Orígenes

Desde 1992 pinta formalmente, pero desde la primaria tenía la facilidad de dibujar, ganaba todos los concursos de esta rama, sucedió lo mismo en secundaria y prepa, en ésta estuvo en el taller de Artes Plásticas donde se organizaban exposiciones de los ejercicios, ella estaba presente, pero era muy tímida y no se atrevía a hablarle a nadie, aún así después notó que agradaban sus dibujos y pinturas.

Empezó a estudiar Administración de Empresas porque sus amigos se fueron a esa carrera, en la “desorientación vocacional” salió que era contadora, por lo que en la confusión decidió elegir ir con su grupo, pero el cáncer linfático le impidió continuar, ya que la quimioterapia era muy agresiva.

El Hodgkin es un tipo de linfoma y éste a su vez es un cáncer del tejido linfático encontrado en los ganglios linfáticos, el bazo, el hígado y la médula ósea. Este tipo de cáncer produce un agrandamiento del tejido linfático, lo que puede ocasionar presión sobre algunas estructuras importantes del cuerpo. Su tratamiento incluye quimioterapias o radioterapias.

Su doctor la tiene entre sus casos resueltos, casi imposibles de resolver; en los momentos en que se iba a dar por vencida, el doctor le dijo: no hay problema, se cierra tu expediente y te quedan aproximadamente tres meses vida; esto fue suficiente para que ella reconsiderara el tratamiento.

En esos momentos se dio cuenta de lo que realmente quería hacer en la vida, así que empezó a sentirse mejor, tomó los lápices de la primaria y comenzó a utilizar la técnica del lápiz graso y acuarela.

Gracias a esta enfermedad ella se ha hecho muy abierta, porque se arrepentía de lo que no había hecho.

Primera Exposición de Arte


La primera exposición de arte que tuvo fue en el Parque de las Esculturas en Cuautitlán Izcalli en 1992, se llamaba “Reflexiones” en la Galería “La Troje”, hacía lápiz graso, muy meticuloso, la temática en ese entonces era sobre temas indigenistas, como la indumentaria. Fueron 30 obras, fue mucha presión, mucho tiempo de trabajo, de inversión y de dedicación, estaba aprendiendo al tiempo que trabajaba, es autodidacta.

Le fue muy bien, en esta galería empezó a vender y a hacer contactos, además de conseguir el trato directo con el público, porque no se sabe qué piensen los demás, si les gustó o no, finalmente cree que no es la finalidad agradar a todos, pero es mentiroso el que declare no buscar sentir al menos una química con alguien, es decir, que le haga sentir algo, ya sea enfado o gusto, o de sentirse acompañado de alguna manera.

En esta exposición el público en general fue muy amable, les gustó su obra, se vendió casi la mitad de la exposición, fue satisfactorio para ella, la estimuló y le agradó, lo que la invitó a continuar en el camino de la pintura.

Después del cáncer linfático, cuando mejoró su ánimo, y después de tomar sus lápices de la primaria y empezar con la técnica del lápiz graso, fue cuando se interesó por la temática indigenista de la exposición, le llamo la atención por lo vistoso y lo colorido de la indumentaria, pues México es muy rico en trajes regionales.

Nunca creyó dedicarse profesionalmente a la pintura, pero le gustó y empezó a meterse. La venta y que a los demás les agradara su trabajo, el cual le gustaba hacer, fue muy estimulante y maravilloso.

Después de esto necesitó un cambio, una búsqueda, fue lo que hizo que dejara salir y surgir otro tipo de temas, como lo fue el de la mujer; no es que ella sea feminista pero apoya a la mujer, porque siempre ha habido machismo, y la mujer siempre ha sido relegada sólo a tener hijos, a hacer la comida, entre otras cosas y el esposo sólo se encargaba de llevar el dinero. Ahora sus amigos le cuentan que cuando les toca quedarse en la casa con los hijos prefieren ir a trabajar.

La mujer y ella en su pintura

Menciona que los hombres y las mujeres tienen muchos defectos y cualidades, diferentes cada uno, ella cree que hay que sumar no restar para poder formar un equipo; no está de acuerdo con las feministas.

Sus temas giran alrededor de las mujeres, mujeres idealizadas en un entorno de flores o de aves, ya que después de pasar por un cáncer todo se ve maravilloso, cambia la visión de la vida.

Ha tomado retratos a mujeres pero de alguna manera acaba plasmándose en la obra, pues uno se ve en el espejo diario por tanto es con lo que está más familiarizado, explica. Ha querido pintar hombres pero siente que acaba haciéndolos muy femeninos.

La mujer es para ella un ser particularmente luminoso, en su vientre se crea vida con ayuda, a ella le parece que la mujer ha sido la guía, la que mantiene el hogar unido.

Estudios básicos

Después de su primera exposición estudió en diversos talleres de arte, tuvo la oportunidad de estar con el maestro Arturo Rivera, de quien opina su pintura es muy intensa y muy dramática, pues juega con elementos como sangre, muerte, pájaros, admira mucho su técnica. Cuenta que él vio su trabajo, le pareció interesante y la invitó a su taller, donde no eran clases de pintura, eran un grupo de cuatro artistas, se juntaban cada cuatro meses aproximadamente para hacerse una crítica constructiva de lo que pintaban, esto la ayudo a crecer.

También entró al Taller de Grabado de Nunik Sauret, quien le parece su trabajo es impecable; fue para ella el grabado otra forma de expresión porque se dibuja a la inversa y lo que se imprime sale al revés, esto ayuda a pensar diferente.

Entró al taller de la maestra García Luz Ordoñez quien toda su vida la ha dedicado al estudio de la física y química de la pintura, cómo se comportan lo materiales, saber mezclar. Ella le dio los conocimientos de la cocina de la pintura, como por ejemplo se habla del temple según el clima, es decir, adaptar técnicas y procesos al clima para trabajar o para lo que uno quiere lograr.

La cocina de la pintura

Le gustan los flamencos Holandeses, creadores de la cocina de la pintura, técnica que ella utiliza, además del lino, que es una tela muy duradera, porque no quiere entrar en el arte efímero, le ha gusta la durabilidad.

Ha aplicado técnicas antiguas a las temáticas y necesidades actuales, al arte contemporáneo, eso es lo que puede hacer interesante su trabajo y lo que la distingue de tomar formalmente el oficio de pintor.

Todo es orgánico en su trabajo, labora con los temples y los óleos, no toca el acrílico ni los acrilatos. En la cocina de la pintura, como tal, necesita de ollas, parrillas, de refrigerador, depende de la técnica que vaya a hacer prepara temples, después de eso finaliza con óleo, con sus fórmulas y con las que la maestra García Luz Ordoñez también ha hecho.

Con esto adapta a modo personal lo que realiza; al final utiliza barniz de cera para proteger la pintura, ésta tiene un secado según el clima de entre tres a seis meses para poderlo sellar, por eso ella no encaja con las galerías donde se pide entregar ocho cuadros para el siguiente día.

La cocina la hace con sentimiento y emoción, agrega el ingrediente según cómo se siente, no tiene una receta específica a seguir paso a paso.

Su pintura es de propuesta conceptual, por eso le ha interesado a la gente y la llaman a diferentes partes. Tuvo en este año un ritmo pesado de trabajo, por exposiciones y obras.

Pausa artística para la renovación

Dejó de pintar un tiempo debido a un momento emocionalmente difícil, por un parricidio alrededor del 2000. Un primo con el que creció mató a sus padres, es decir a los tíos de Cielo Donís.

El psiquiatra les explicó que esto sucedió por diversas causas: puede que los genes del padre y la madre no hayan sido compatibles en el hijo (aunque este puede morir sin saber de esta incompatibilidad), además que tome algún tipo de droga que detone esta falla en los genes, y por último que las circunstancias se presenten para el acto, con esto se genera que el individuo se convierta en un sociópata.

El hecho fue aún más grave porque este primo fue quien la ayudo sobrellevar el cáncer, a conocer sobre la metafísica cuando lo tuvo y a tener una forma de pensamiento positivo. Este suceso la hizo no trabajar durante años, y reconoce que su primo murió y quien paga la condena es otra persona desconocida para ella. Mitigó ese dolor, e hizo que surgieran nuevos temas.

Bicentenario

Fue el Bicentenario de Independencia de Argentina, México, Colombia y Chile, por tal razón en Argentina se organizó una exposición en el Centro Cultural Borges sobre el tema. A ella se le invitó a participar y menciona que cuando envió la imagen de la pieza que expondría le dijeron que era increíble.

Esa misma imagen se ploteó para exhibirla enfrente del Hemiciclo a Juárez, afuera del Museo de la Memoria y Conciencia en México, donde al principio le dijeron que no podía entrar en la exposición del Bicentenario porque no hablaba de este, ella les contestó que su tema es filosófico, pues para ella el Bicentenario significa hacer una reflexión individual sobre la historia del país y de lo que una persona puede hacer o ayudar, a su gusto ya se acabo el tiempo de ser víctima y victimario, es decir, todos son protagonistas, porque no se puede mejorar si no se es protagonista.

En la obra ella explica: la chica está sacando eso interior que la lleva a una renovación, como un cambio de piel y comenzar a pensar diferente, empezar a hacer pequeños cambios que con el tiempo se van a notar.

En Argentina entendieron la obra muy bien, la tomaron como una muy buena propuesta, algo diferente, porque todos ponían banderas de su país o tintes de nacionalidad, pero ella quiso hacerlo más abierto, sin poner un sello de México o de donde fuera, ya que es invitación a la renovación con el Bicentenario.

Exposición no lograda

Hay quien le ha encargado temas, pero no le gusta que le pidan algo preciso sino que le den a desarrollar la temática, por ejemplo iba a hacer un mural para Coca-Cola en la glorieta de Insurgentes por el Bicentenario de México, se iba a poner un muro falso en el semicírculo, pero no se concluyó el proyecto.

Hizo un boceto para los primeros 25 metros, les gustó. Incluso los de Ogilvy, la compañía publicitaria de Coca-Cola, dijeron que con este proyecto le auguraban por lo menos cinco nominaciones en los premios que entregan a la mejor publicidad, así como entregan los Óscares por las producciones fílmicas.

Pero el gobierno exigió demasiado para la realización del mural, Coca-Cola no podía cubrir el presupuesto y el tiempo se acortó para poder realizar bien la pintura. Ella siente que su pintura hubiera podido ser un nuevo icono en México.

Para los otros 25 metros había planeado pintar en un extremo un altar por el Día de Muertos y en el otro un Árbol de la Vida para hacer contrapeso, donde los cráneos que se encontraban distribuidos entre estos llevaban los nombres de los personajes más importantes del proceso histórico, incluyendo a las mujeres que contribuyeron a este.

La pintura y lo erótico

Lo erótico en su pintura lo desarrolló por una exposición que organizó Andrés de Luna, quien la invitó experimentar el tema, le pareció un reto pues nunca lo había manejado.

La primera exposición fue en la Universidad Autónoma de México Xochimilco, después puso esta propuesta en el Centro Cultural Ignacio Ramírez Nigromante en San Miguel de Allende donde llevó casi la misma la exposición pero con algunas piezas nuevas. También estuvo expuesta en Querétaro y en Oaxaca en el Museo de los Pintores Oaxaqueños (MUPO).

Para esta última, gracias a su papá, conoció a Juan Alcázar quien le ofreció exponer en el MUPO en “La Nueva Plástica Oaxaqueña”. Sólo se expuso una de sus obras, Las Gigantas. Se colocó en medio de los cuadros de lo que sí eran oaxaqueños, ya que ella es del D.F., pero es hija de un nacido en Oaxaca, y resaltaba de entre todos por ser una obra figurativa, aquí notó como los oaxaqueños tenían el mismo estilo, sin sed de proponer.

La serie erótica fue un reto que disfrutó, fue enriquecedor e interesante para ciertas facetas, pudo ver en los comentarios de San Miguel Allende que hay todavía maneras conservadores de pensar, hubo personas que se incomodaron, por otro lado hubo comentarios muy halagadores. Le fue curioso ver la reacción de los espectadores.

Después se dio cuenta que le gustaban más temas de otra índole, como el del renacer, donde se siente más ella.

Otras actividades

En el 2009 tuvo una ponencia en un encuentro que se llama “México Joven” donde participaban artistas, escritores, poetas y fotógrafos de toda la República, este evento fue organizado por una polaca de quien su tesis fueron los artistas mexicanos. El primer encuentro fue en Jalapa y el segundo fue en Varsovia. Este proyecto tenía como objetivo promover la obra de los jóvenes creadores mexicanos en Europa, particularmente Polonia.

También participó en la Subasta del grupo de los 16, un grupo que se junta para hacer una subasta anual y ayudar a diferentes causas, como la Cruz Roja o a niños de escasos recursos, se realiza en la Hacienda de los Morales. A ella le gusta poder ayudar y donar, considera que en Oaxaca los niños están en pésimas condiciones y si puede hacer algo debe apoyar.

La próxima semana tiene una exposición en New York, donde la contactaron porque les gustó su técnica y temática, es una exposición colectiva de mujeres llamada “Mujeres, Arte Latinoamericano Contemporáneo” y Cielo Donís representa a México.

También pertenece al Museo de Mujeres (MUMA)

Familia

Su padre, Horacio Robles, es pintor, hace paisaje costumbrista mexicano con acuarela muy elaborada, le recomendó que si se metía a la pintura primero hiciera figurativo, pues después podría hacer cualquier cosa y tenía razón.

Cielo Donís se avocó primero a la figura humana y lo demás ya le resulta más fácil, aunque hay cosas que le causan más fascinación por diversas cuestiones. También ha hecho paisajes pero no muchos, asimismo por la idea de que no la etiqueten como “la hija de…”.

Su mamá era concertista de piano desde los 6 años, fue una disciplina para su ella, tocó en Bellas Artes en la sala Manuel M. Ponce a los 15 años. Ganó varias becas, una de ellas era “La Sorbona” de París, pero conoció a Horacio y decidió quedarse, nació Cielo en 1966 y cambiaron los planes. Ya no toca el piano, acabó por rechazarlo por lo mismo que le fue obligado.

Tuvo la influencia de los dos, por esa sensibilidad que la formó a través de lo que veía, le fomentaron la apreciación de los museos, de las pinturas, por tanto del arte.


Sobre Cupido

Su hermana se casó con el vecino de junto y Cielo con el de enfrente, al cual no conocía a pesar de llevar viviendo 20 años en la misma colonia, nunca coincidieron hasta que tuvo contacto con él porque era amigo del novio de su hermana, ahora esposo.

Cielo estaba saliendo de Hodgkin cuando su hermana la invitó a salir con ella y su novio, con el apoyo de invitar a Juan Luis para no hacer tercia.

En salidas más adelante, cuando por accidente salieron solos, de repente, como por flechazo de Cupido, pues ella cree en él, lo empezó a ver diferente, a sentir diferente, cambio, así hasta el momento en que se besaron y se hicieron novios.

Le gusta porque él es de platicar, de poner las cosas sobre las mesa. Se acoplaron, duraron cuatro años de novios y en julio pasado cumplieron 16 años de casados.

Nunca se había planteado tener hijos por la pintura, pero no le quería quitar el gusto a su marido, por lo que intentaron inseminaciones artificiales, pero el aparato reproductor de Cielo no funcionaba bien, no podía tener hijos, y él lo aceptó.

Él es asesor financiero, trabaja en Credit Suisse, un banco Suizo. Luego de 23 años de Scotiabank, donde ya no tenía crecimiento, donde ya no los apoyaban.

Animales

Le gustaría pintar animales, los ama, recuerda que cuando era niña tenía gatitos los cuales su mamá les dejaba cuidar a ella y a sus hermanas, se turnaban para alimentarlos; a ella no le gustaba cuando le tocaba su turno, pero al poco tiempo entró en conciencia de que el animalito no podía alimentarse sólo, entonces empezó a tener una cierta culpabilidad porque era un ser vivo que dependía de ella.

Así empezó, en vez de asistir a fiestas, a ir con los veterinarios de su colonia para ayudarlos a recuperar perritos lastimados, cuidándolos y buscándoles casa. Los animales siempre le han gustado, la conmueven mucho.

Menciona que le da la razón a una frase de Anatole France, un escritor francés: “Hasta que uno no ha amado a un animal, parte de nuestra alma permanece dormida.”

La operaron en diciembre a consecuencia de las quimioterapias por las que tuvo pasó hace varios años y le quitaron la matriz porque podría generar problemas serios. Recién había perdido a su perro Bruno, a quien le dio cáncer en la mucosa y debió poner a dormir, entró en una profunda tristeza, pues significaba mucho para ella.

Así le mencionó a Juan Luis, su esposo, que quería conseguir un pug, ya que siempre le había gustado esa raza de perros, pero él le recomendaba que debería esperar por la cuarentena, aún así anhelaba mucho un perro porque sin él sentía que le faltaba algo.

Convenció Juan Luis y contactó con un criadero de perros donde consiguió comprar un pug de 3 años que le reavivó la vida, y al que llama Rocco. Le alegra saberse responsable de una vida, de su cuidado y del amor incondicional que le ofrece.

Ella:

- Una línea que tengo es no hagas lo que no te gustaría que te hicieran a ti, es con lo que me rijo.
- Lo que me motiva es querer dar continuidad a todos los procesos de esas técnicas antiguas, porque es historia, adecuarla a tiempos actuales, y sí, hacer una propuesta interesante que aporte, que hiciera voltear a todos, es como una meta.
- Me han dicho cosas muy halagadoras como “me hundiste el estómago”, el provocar algo en los demás me encanta porque hay una conexión, algo que les movió dentro, que les dejó algo, el otro halago es cuando te compran una pieza, porque significa que quieren ver algo en su casa siempre.
- Este año estuvo muy movido, quiero que esté más relajado para dedicarme más a la producción, sin obra no alcanzas todo lo que quieres, mientras más tenga seguimiento tu trabajo toma un sentido diferente e interesante.
- Es desagradable notar que en la actualidad se posee una pintura porque da status, es la percepción de querer poseer porque es valioso, no porque sea algo que le guste a las personas.
A mí en lo particular me interesa más el lado filosófico y espiritual, me gustaría que le humanidad fuera así como la tecnología, que avanzara a pasos agigantados. El punto de mis obras es la espiritualidad, el crecimiento, exaltar el lado luminoso de todos los humanos.







Bookmark and Share

5 comentarios: