lunes, 22 de noviembre de 2010

SIN SOLUCIONES REALES, LA GUERRA CONTRA EL NARCOTRÁFICO

  • La razón: la opinión de los médicos no fue escuchada
  • Voz a favor de la legalización: Brisa Villaseñor
Por María Fernanda Ángeles Aguinaga
México (Aunam). En la actual guerra contra el narcotráfico, emprendida por el presidente Felipe Calderón, no se tomó en cuenta la opinión de los médicos para dar una visión diferente de lo que acontece respecto a las drogas en el país.

La doctora Brisa Villaseñor, quien es médico general y ha tratado con experiencias de intoxicación por consumo de drogas y alcohol opina que el problema con las drogas es que “al principio te sientes poderoso: tú controlas las dosis y el momento y lugar en que vas a sentirte bien; pero después se te sale todo de control, y es cuando surge el verdadero problema”.

Sin embargo, el control del consumo de drogas en la actualidad se resume en el combate al narco, según el presidente se lleva ventaja; lo que es una realidad es que en los últimos tres años ha habido más de 18 mil muertos a causa de esta batalla de intereses en la que no se sabe quién cederá primero.

Según la doctora Villaseñor lo que hace el gobierno es ocuparse de una guerra en la cual no se involucra la verdadera problemática. La guerra es entre militares y narcotraficantes, y a pesar de que ha cobrado muchas vidas, se deja de lado el hecho de que el consumo de drogas deja más muertos en un día que los que esa guerra en un mes.

Para ella el tema de la legalización de las drogas es un discurso hecho: “se ha dicho sobre la legalización de las drogas en México, que no es un país preparado, que la economía mejoraría, que no hay la suficiente educación, pero la gente no se detiene a pensar que es más fácil atender la drogadicción como un problema de salud que como un problema de violencia o lucha de intereses por ver quien tiene el control”.

La legalización de las drogas no significa, necesariamente, que todo mundo va a empezar a consumirlas, dice, es evidente que aunada a la legalización se deberán incrementar programas de educación y prevención de adicciones, para evitar que aquellos que no las consuman sigan sin hacerlo o simplemente para concientizar a la sociedad sobre las consecuencias que trae consigo el consumo de algún estupefaciente.

La legalización de las drogas, opina, no controlaría por completo el problema, pero que se podría llevar una vigilancia de los adictos para darles un tratamiento o un seguimiento a su recuperación, como lo hacen en algunos países de Europa; aunque está consciente que el sistema de salud en México es malo, y que por lo mismo, muchos adictos seguirían desprotegidos.

El consumo de drogas en México, agrega, no se reduce sólo a la marihuana, las tachas, la cocaína o el éxtasis, sino también está el caso de drogas que no son consideradas como tales, como los poppers, el resistol o el cemento. Se debe estar consciente que aunque no se legalice la droga, siempre va a existir una forma de obtener sustancias que sirvan como sedantes.

La legalización traería consigo una regulación de la distribución de las sustancias, a quién se le vende, en qué cantidad y con qué frecuencia, de esa forma se dictaminaría si se trata de un adicto o de un simple consumidor regular, porque también se debe resaltar que no todo aquél que consume drogas es, necesariamente, un adicto, manifiesta Villaseñor.

Para la doctora, si bien México no está “preparado” para la legalización de las drogas, es más fácil lidiar con un problema de salud que con uno de violencia o inseguridad.

En un país donde se dejan de lado los intereses de los adictos y sólo se ocupan de una lucha por el control del poder es difícil visualizar el verdadero problema y aunque una legalización no garantiza la disminución del consumo, si se realizan campañas de concientización para la gente, se da una educación adecuada sobre el consumo en las escuelas, se crean programas de apoyo para los adictos y sus familias, entonces se podría controlar el problema, al menos en el ámbito de la salud, concluyó.




Bookmark and Share

0 comentarios: